Exitoso seminario de prevención y manejo del consumo de drogas en contextos escolares

Cerca de 70 profesores y otros profesionales que se desempeñan en el área de Convivencia Escolar de la RED de colegios de la Fundación Irarrázaval a lo largo del país, participaron en el seminario Prevención del consumo de drogas, alcohol y otras adiciones en contextos escolares, organizado junto a la Fundación Esperanza Previene y el apoyo de Fundación Telefónica.

En la actividad desarrollada el miércoles 8 de mayo en Fundación Telefónica,  Providencia, León Urruticoechea, Director de Gestión de la Fundación Irarrázaval, destacó la iniciativa y puso énfasis en la importancia de fomentar ambientes sanos que favorezcan los aprendizajes de los alumnos. Por lo mismo, desde hace algunos años se ha entablado un acuerdo con la Fundación Esperanza Previene para abordar la prevención y el manejo del consumo de drogas en colegios de la RED, involucrado a toda la comunidad escolar.

La charla inicial estuvo a cargo de Carolina Pérez, Gerente General de Fundación Esperanza Previene quien revisó el escenario actual del mundo escolar en relación al consumo de droga. Durante su exposición, Carolina puso énfasis en que “la prevención tiene que estar incorporada a fuego en nuestros proyectos educativos”, y en esa misma línea sostuvo que “la prevención de drogas aborda las vulnerabilidades que son comunes a muchos comportamientos de riesgo”, por lo tanto, es necesario ampliar la mirada del concepto de prevención y aunar esfuerzos con otras campañas que se estén desarrollando al interior de los colegios.

Por otra parte, es una segunda exposición, el Dr. Mario Valdivia, médico psiquiatra de la Universidad de Concepción realizó un recorrido de las bases neurobiológicas de la conducta adictiva en los adolescentes. “Actualmente, estamos con una tasa de éxito de rehabilitación de un 30%, es muy difícil la rehabilitación, tenemos que pararlo antes”, aseguró Mario, e incentivó a los asistentes a continuar trabajando ya que el impacto que pueden tener en los niños y jóvenes es importante y en muchos casos aún es tiempo de evitar o frenar el consumo.

Durante la tarde, los asistentes participaron de un taller que buscó formarlos como agentes activos y propositivos y donde tuvieron la oportunidad de compartir prácticas que ya están aplicando en sus colegios y además, detectar puntos de mejora.